Descubra más
VIEW ALL
HYBRID
Grecale
Ghibli
Levante
Quattroporte
GranTurismo
MC20
MC20 Cielo
Fuoriserie
Special Series
History
Values
Stories of Audacity
Corse
Tienda USA
Experiencias
Colaboradores
Coches Clasicos
Fuoriserie
Maserati Connect
El legado Maserati
Servicio y Asistencia
Personalización
Maserati Club
Race Beyond
Formula E
GT2
MCxtrema
Maserati Driving Experience
Shell
Sonus faber
Tidal
Información general sobre servicios y asistencia
Programa de Mantenimiento
Extensión de Garantía
Programa de garantía Extra10
Pick-up & Delivery and Courtesy Car
Asistencia en Carretera
Atención Al Cliente
Guías y Documentación Maserati
Reservar una cita
Accesorios Originales
Ruedas completes Maserati
Recambios Originales
/
TRAYECTORIA

TRAYECTORIA

/
Competir para vencer. Nuestra historia está formada por victorias épicas, récords pulverizados y conductores sin miedo. Como Gigi Villoresi quien, en 1940, consiguió para Maserati su cuarta victoria en la Targa Florio conduciendo el Tipo 4CL. O las 8 conquistas de CTF de Indianapolis y las victorias en el Campeonato FIA GT con el extraordinario MC12. Pero existe un coche y una marca que sin duda dejaron una marca indeleble: el 250F y Juan Manuel Fangio.
/
EL 250F

EL 250F

/
Con su larga nariz y su cola baja, el 250F se considera uno de los monoplazas más bellos nunca construidos. Preparado a finales de 1953, debutó con una victoria en el Gran Premio de Argentina en 1954: lo conducía Juan Manuel Fangio.
/
DÍAS DE GLORIA

DÍAS DE GLORIA

/
Existe un momento en la historia en que lo imposible se hace posible. A mitad del Gran Premio de Nürburgring en Alemania, Fangio sufrió una desastrosa parada en boxes y perdió 48 segundos. Lo que sucedió a continuación supone un capítulo único en la historia de las carreras: el as argentino condujo su 250F hasta la victoria gracias a nueve vueltas de récord seguidas. Gracias a su heroica acción, Fangio y el 250F consiguieron no solo el título de F1 de 1957 sino también un lugar legendario en el corazón de los amantes del automovilismo.